Perfil Pedagógico

Como síntesis de nuestra acción educativa podemos decir que la meta es brindar al joven la formación humana y cristiana integral que comprenda:

  • una formación equilibrada en valores prácticos, éticos y trascendentes.
  • el desarrollo de capacidades que permitan la prosecución de estudios superiores;
  • una eficiente capacitación técnica en Informática, que eleve su nivel de preparación para el mundo del trabajo.

Durante el primer ciclo se intensifican los procesos de adquisición y enriquecimiento en el área de expresión, razonamiento matemático y conocimiento científico, estético y tecnológico. Se propician todas aquellas situaciones tendientes a una paulatina aceptación de responsabilidades fundadas en nuestra condición de ciudadanos y miembros de la Iglesia.

El segundo ciclo de este Nivel buscará orientar al alumno en su definición vocacional, entendiendo esta, no sólo como capacitación laboral o profesional, sino ante todo como elección de un proyecto, un compromiso y estilo de vida. En esta etapa se aspira a que el alumno logre hacer de la actitud reflexiva y crítica un hábito; que domine las habilidades técnico-laborales contempladas en nuestro plan de estudios y que esté dispuesto a trasladar a la vida cotidiana post-escolar su potencial de fe transformadora.